Se llama copla democrático

MI BLOC, QUE NO BLOG

Página 3 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Vie Jun 24, 2016 8:14 am



...un viejo microhondas, que había en la oficina para estos casos, y metía una pequeña cacerola de aluminio con las albóndigas con tomates que había traído de la casa de su madre y, antes de empezar a almorzar, le daba dos minutos más...



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 10:17 pm

¡No es fácil entender a las mujeres,
así que comprenderlas...!


Siempre parecen tener algún malestar. Pero sobreviven

No sueles practican sexo con tíos peludos

No importa lo que se haga por ellas, si no se sienten atraídas

Si son guapas, de alguna manera lo hacen ver

Una joya siempre es un buen regalo para toda mujer

Hasta la más fea se transforma si está enamorada

Si no tienen amigos es porque las ven hurañas

Si a un afamado futbolista les dicen que les gusta el fútbol, tratan de conquistarle

A algunas, en absoluto les importa un polvo al azar, aunque ello les provoque un embarazo

Necesitan más sexo cuando están fértiles

Tienen guardado bajo llave todos los regalos de los ex que añoran

Prefieren que tú conduzcas, aunque el coche sea suyo

Prefieren un regalo sencillo, y ello es porque su mamá o sus amigas le van a preguntar de dónde lo ha sacado.

Si se le pide una cita para cualquier día; todos menos un lunes. Los lunes son demasiado desesperados

Se obsesionan mucho con el hecho que reciben menos sueldo que los hombres

Las rubias naturales podrían estar extintas en 200 años, así que a menos que sean nórdicas, su pelo puede ser un tesoro

Pueden leer el pensamiento de los hombres, porque ellos se delatan por tu lenguaje corporal

Siempre necesitan creer que lo que dices es verdad

Necesitan más abrigo en la cama; les da más frío que a los hombres

Si tienen una excusa para tomarse una pastilla, se la toman

Nunca confíes en la que te haga la mejor felación de tu vida

Después de hacer el amor, no la abraces. Estás sudado y es mejor esperar unos minutos.

De promedio, besan el 90% más antes de casarse

Odian los juegos caseros, a menos que las dejes ganar

Las que se encariñan con su perro o su gato, alejan a los hombres

Si compran a su hombre revistas eróticas, simulan mantenerlo feliz, pero con libertad condicional

Cada mujer usa 10 hombres por cada uno que ama

Son más tranquilas que los hombres, pero es porque forman un par de dramas al mes para liberar sus tensiones

Les sale pelo debajo del ombligo y en pezones, pero se los depilan

Odian que se las engañe con otras más guapas que ellas

Si su hombre trata de esconder algo, ella lo encuentra

Bésala en la boca antes de dos citas, si no quieres convertirte en un pelele

No pueden vivir sin tensión. Pelean por todo

Para no herirlas en una discusión, hay que dejarlas ganar

La ideal para un hombres es la que sea ciega, muda y sorda

Les fastidia tener tetas grandes. Padecen a menudo de la espalda

Si eres bisexual y te dicen que no cambies porque así eres lindo y tierno, es mentira. Te ven como una amiga con pene. Les caes bien, pero olvídate de que algún día tengas algo con alguna

Cuando te cuentan sus problemas, no quiere soluciones de tu parte, para no estar en deuda contigo

Se tocan disimuladamente las tetas. No son tan descaradas como los hombres cuando se tocan los cojones.

Si están borrachas, ni un consolador exprés las hace experimentar un orgasmo

Suelen ser infieles entre los 25 y los 39 años

Se creen mejores conductoras de lo que son

Se comen su propio carmín; hasta tres pinturas labiales al año

Las que dicen que sólo les interesa el sexo, cuando se acuestan con un tío, siempre terminan sintiendo algo por él

No le digas que las ves lindas. Mejor que las ves sexy, provocativas despampanantes...

Se niegan a dar la talla de sus pies. A veces usan un número menos para sentirse mas femeninas, aunque se mortifiquen.

Quisieran algún día hacer pipí en un servicio de caballeros

Se preocupan mucho  por su apariencia, es por eso que llevan en su bolso un arsenal de belleza

El 23% mayores de 25 años, todavía viven con sus padres

Les gustaría decir tacos, pero temen a no ser respetadas

El 83% de las personas que leen revistas del corazón son mujeres

Una celópata haría cualquier cosa por mantener a su hombre

Si se hacen un extraño corte el pelo, sólo les vale la opinión de otras mujeres

La mitad de todas las novias perderá una buena amiga por culpa de una disputa ridícula sobre la dama de honor

Nunca es malo decir 'lo siento', aunque no tengan la culpa

Déjalas ganar de vez en cuando en lo que sea, así te la vas ganando

Los baños públicos de mujeres son tres veces mas asquerosos y más impresentables que los de hombres

Si tu pareja consigue ver los regalos de tu ex, eres hombre muerto

Tienen de promedio 5 sostenes y se los pone 5 veces seguidas antes de lavarlos

Tienen de promedio 10 bragas

Nunca se sientan en un retrete que no sea el de su casa,

No abras los ojos mientras la estas besando. Eso las escama

En la primera cita con cena, nunca piden lo que realmente desean comer

La cirugía estética de pechos ha crecido por lo menos en un 300%. en los últimos 5 años

Si estás de parranda con tus amigos, llámala y dile que vas a llegar tarde, así se ira a la cama tranquila y pensando en... ¡tu puta madre!

Al menos una de sus amigas quiere 'hacérselo' contigo

Si eres hábil y sabes arreglar cosas de la casa, eres un tesoro para ella

No sé cómo, pero siempre saben cuando les estás mirando el culo

Si tú quieres más sexo, dile que se te está insinuando una amiga suya. El 70% de las veces funciona

La mayoría entre los 18 y los 25 años prefieren ser camioneras a estar gordas

Todas creen que son mas listas que sus amigas

Entre más piercings y/o tatuajes tengan, en más lugares te dejan 'meterla'

Déjala escoger la película y no te quejes en el caso de que sea mala

Las de cabello liso quieren tenerlo rizado, y viceversa

No quieren salir con tíos que se lo pasan con sus amigos los findes

Valoran un pene grande, pero necesitas más que eso para excitarlas

Les matan los tipos machos, cerca de la ovulación.

Siempre hay un amigo tuyo que a ella le gusta

A las feas les gusta salir con bonitas para sentirse bonitas. A las bonitas les gusta salir con feas por la misma razón

Cuando alguna está interesada en ti, se imagina su futuro juntos y ya empieza a poner nombre a los hijos, menos el suyo o el tuyo

Las independientes tienden a pintarse el cabello de rojo

Si saliste alguna vez con una 'chica alegre nocturna', cierra tu boca para siempre

Frota una lija sobre tu cara, así siente ella cuando tú la besas y no te has afeitado. Frótala entre tus piernas, y así siente ella cuando no te has afeitado y tratas de hacerle sexo oral

Las perversas prefieren usar veneno a cuchillos o pistolas

Si miras las tetas a alguna pechugona, se da cuenta. Si las miras fijamente y con regodeo, puede que te pegue una hostia

Si se enamoran de otro, dirán sin escrúpulos 'lo siento, ya no siento nada por ti'

Si quieres comprar un regalo a tu pareja, ella detesta si llevas a una amiga para que te ayude a comprarlo

Nunca sabrá un hombre con cuantos tipos se ha acostado antes: ellas dirán 2 o 3, pero en realidad han sido muchos más


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 10:24 pm



Berta

¡Cómo me gustaba tumbarme en mi sofá!

¡Pero ahora lo detesto!

Berta tenía algo especial: una palabra, un gesto, una sonrisa, bastaba para hacerme sentir el tío más importante del globo. Berta, con un beso, convertía un problema en solución. Berta, con una mirada, desarmaba al lobo convirtiéndolo en cordero. Berta, con una caricia, borraba la tristeza y hacía que imperase la alegría.

Bueno…, a pesar de lo poco expuesto, no creo que sea necesario decir que Berta era todo mi mundo. Y pensaba que yo era suyo. Y estando los dos juntos, haciendo lo que fuese, no cabía más que felicidad.

¡Cómo me gustaba tumbarme en mi sofá!

¡Pero ahora lo detesto!

Llegaba a casa, después de una dura jornada laboral, me descalzaba y dejaba caer la cabeza sobre los cojines rojos, con forma de labios, que le compré a Berta, guiado por un impulso de amor.

De ahí mi sorpresa y decepción cuando en pie, frente al sofá, impávida, me dijo una noche que me dejaba. Y sin más explicaciones.

Y así, con mi cena en la mesa, mi ropa lavada y planchadas encima de la cama, sin un gesto, una sonrisa, un beso, me dejó tumbado en el sofá.

¡Pero ahora lo detesto!

Y a Berta, luchando estoy conmigo mismo por detestarla



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 10:30 pm



Corazones rotos

Penoso, muy penoso se nos está haciendo el camino de esta triste vereda. Extenso, muy extenso es el cuaderno de nuestras acumuladas penas. Los ojos enrojecidos, por tantas lágrimas de percal, nos duelen. Nuestros corazones lloran por tanto amor dado, inútilmente…

Podría jurar, sin riesgo a equivocarme, que olvidarnos es nuestro mayor deseo y lo que más anhelamos; dejar de sentir nuestros brazos mientras rodean nuestros cuerpos; borrar toda huella de nuestra antiguas caricias y nuestros antiguos besos; no volver nunca a sentir nuestras pieles mientras las surcaban nuestros dedos; olvidarnos de nuestros olores entre todos los olores; correr deprisa para olvidar los sabores catados y ya perdidos…

¡Cuántas dañinas mentiras escupen nuestros labios al hablar de lo que sentimos en estos insoportables momentos! ¡Cuántas ansias veladas por escapar de esa cadena invisible que aún ata nuestros cuerpos!

A mí, sólo me consuela el saber que también tú vas a llorar por este amor perdido


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 10:38 pm



Ella, él, el amor, el desamor

Ella se encontraba profundamente enamorada de él, pero él no estaba enamorado de ella, ni pizca.

Ella lo había sospechado, por pequeños detalles insignificantes, tan poco relevantes en realidad que no valían para convencerse del todo de que su amor no era recíproco. No era que él no la quisiese, no era eso; habían compartido juntos mucho tiempo y muchas experiencias. Pero eso no significaba que él estuviese enamorado de ella.

La cuestión es que un buen día, o mal día, todo se acabó. A ella le tocó sufrir, y a él le tocó huir de un sentimiento de culpa.

Y pasó el tiempo; y él, convencido de que todo el amargor de ella había pasado ya, se atrevió a ofrecerle su amistad, y ella, aferrándose al amor que todavía le profesaba, la aceptó. Pero es sabido que amistad no es igual que amor, al menos no siempre, y, desde luego, no en ellos. Ella veía en cada mirada, en cada gesto, en cada palabra de él, una posibilidad; él, simplemente, no veía nada.

Un día, él se atrevió a contarle que había otra mujer en su vida, alguien especial, y ella lo encajó llorando por dentro y sonriendo por fuera, y sus gestos en ese día, sus miradas, su alegría… la hiacían sentir herida. Pero luchó con fuerzas por no quererle, no verle, olvidarle… Pero no lo consiguió.

A cada llamada suya, que no iba a responder, respondía. Cada vez que la citaba, ella, guapa y radiante se ponía. Y se tragaba el orgullo, sólo por verle, por hablarle, por estar con él…

Uno de esos días, llorando él, le dijo que su nuevo amor lo había dejado, pero ella, en vez de alegrarse, curó sus heridas y le dio lo que no supo darse a sí misma.

Una noche de vino, luna y clavel, él confundió la amistad. Ella quiso creer que por fin iba a “pasar” de nuevo. Y pasó. Hicieron el amor tiernamente y salvajemente también como locos. Luego de eso, se rieron de todo. Y durmieron enroscados, abrazados el uno al otro, como en los buenos tiempos.

A la mañana siguiente, ella se despertó primero, y después se puso a mirar cómo dormía él. No hubiese cambiado nada, ni una gota de agonía, por un segundo de la noche de aquel día.

Pero el golpe fuerte y final se produjo cuando ella le oyó musitar, con una sonrisa en los labios, el nombre de la otra.

Entonces, ella, pacientemente, cubrió su cuerpo desnudo, y ya no quiso llorar más. El odio, aunque azucarado, que en ese momento la invadía, podía más que una posible reconciliación. Y aunque sabía que aún le quería, algo que, por el momento, no podía evitar, decidió que ya era hora de sacar su orgullo.

Así que cuando él despertó y ella vio la realidad de la situación y después él intentó abrazarla, para en su hombro llorar, calmada y serena, lo apartó y le dijo lo que desde ese día en adelante tenía que afrontar:

Ahora tú estás comenzando a enamorarte de mí, pero yo estoy terminando de estar enamorada de ti


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 10:54 pm



Me encuentro sola

Y echo en falta...

…tu cuerpo, la suavidad de tus caricias, la miel de tus besos, tu risa musical que hacía bailar a mi corazón, tu voz, nuestros paseos con nuestras manos cogidas, cuando nos amábamos; el campo de lecho y de techo el azul, testigo sordo y mudo de nuestro amor. Y echo en falta tu voz serena tranquilizando mi espíritu, cuando me decías te quiero, cuando me abrazabas rebozando felicidad. Te echo en falta a ti…

Y estoy harta...

…de la soledad, de los fríos o cálidos días sin ti, del dolor del alma que no sana y que no acaba de morir, de esta vida insulsa que poco tiene que ofrecerme ya, de cerrar los ojos y ver tu cara, tan cerca y tan lejos a la vez; de vanos sueños cargados de tormentos, de recuerdos congelados en el tiempo...

Y tengo la esperanza de...

…despertar del sopor que supone tu ausencia, morirme para renacer de nuevo y volver a tus besos. Porque cuando dos almas gemelas se unen, el olvido es imposible. Porque cuando dos almas gemelas se separan, el dolor es insoportable...

Y juro que nada deseo más…

…que volver a verte, volver a escuchar tu voz, sentir tus manos sobre mi piel…

Vuelve a mí, yo repararé tu corazón, haré que tus pesadillas se borren. Tu sufrimiento es miseria en mi alma, ansia de gritar, de llorar y derramar la última lágrima, desangrarse hasta morir; y aún a las puertas de la muerte, nadie me socorre, tan sólo tu endeble voluntad, mera ilusión de una extinta fortaleza.

Y al borde del caos, no acabo de morir y sigo consumiéndome de pena y pesar, de tristeza y amargor que raspan en mi frágil espíritu, en mi voluntad evaporada, en mi corazón turbulento, lleno de ideas trágicas. Estás, tan distante y tan cerca a la vez, que sientes el tenue latir de mi corazón, hastiado de una vida sin ti. Cada segundo es una eternidad de dolor, naufrago en mares de recuerdos y sueños no realizados.

Este sentimiento mío no es de ahora, es como si llevara esperándote toda mi vida





achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:05 pm



¿Quiénes somos?

¿Por qué seguimos? Podemos hablarnos, tocarnos, hacernos el amor, pero, ¿sabemos quiénes somos? Vivimos inconexos, en la apariencia, aislados de la realidad. Estamos frente a frente, nos deseamos, ¿pero qué nos pasa? Éramos insaciables, y ahora ni todos los poemas del mundo podrían derribar el muro que se ha levantado entre tu corazón y el mío.

¿Sabemos lo que queremos? Nuestras manos y nuestros labios nos recorren. Nuestros cuerpos son los mismos de antes, pero ahora resbalan el uno al otro. Nos cubrimos, como si quisiéramos ocultarnos de nuestras propias miradas, de las miradas mudas de las paredes de este cuarto desangelado. Nos susurramos cosas al oído. Intentamos ser dulces. Inútil. No lo logramos. Nos buscamos, pero, ¿quiénes somos? Ya no podemos saciarnos, porque lo que buscamos va más allá del placer sexual. Hay en nosotros algo oculto, íntimo, encerrado en nuestro interior, inaccesible para los dos.

Nos oímos, pero no nos escuchamos. Estamos lejos el uno del otro, próximos estando. Aunque nuestros cuerpos se fusionen y unamos nuestros sudores, frustrados nos conducimos con más monotonía que deseo. No nos servimos ya, ya no estamos unidos por el amor. Ya no eres mía, ya no soy tuyo, y no podemos tenernos a la fuerza. Nos buscamos, pero ya somos incapaces de encontrarnos.

Coincidimos por pura rutina, pero sin suspiros, sin anhelos, sin derramarnos enteramente el uno en el otro. Estamos en el abismo negro. Y lo sabemos, y nos aferramos a lo contrario, y hasta lloramos, pero nada. ¿Qué hacemos?

Es como morir durante un rato, pero no morimos, sólo caemos en un sopor inevitable. Quizá algún día hallemos la pura desnudez de nuestras almas, nuestros corazones, más allá de la luminiscencia engañosa de nuestros cuerpos. Ahora seguimos e insistimos, pero vencidos. Nuestras citas, lejos de placenteras, son dolorosas. ¿Dónde han ido a parar esas uñas clavadas en la espalda, esas miradas ardientes, esas lágrimas de emoción cayendo sobre nuestras mejillas?

Lo único que ahora compartimos es el mismo sentimiento de soledad que nos reporta nuestra mutua compañía


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:11 pm



El mentiroso por excelencia


Jorge era un líder en mentir. Presumía de valiente, pero huía siempre por cobardía. Su mirada era carámbano; su corazón, iceberg; y su alma, nido de víboras.

Y cada mentira se clavaba en el corazón de Ana; un corazón que al igual que su alma estaba plagado de cicatrices. Y cada ‘dádiva’ era una rosa, y cada rosa, una espina con la que Ana se hería. El alma de Ana lloraba desgarrada.

De la boca de Jorge, tan sólo salían mentiras, sin pausa, sin tregua, sin miramientos. No sabía hablar con honestidad. Era alérgico a la sinceridad. Para Jorge, la verdad era una enfermedad infecciosa, sin posibilidad de cura.

El concepto verdad no existía en el diccionario de Jorge, como así tampoco la lealtad y el amor. Su diccionario era exiguo: se reducía a la mentira, la falacia y la farsa. La mentira era su socia, su amiga, su amante, su refugio… Con ella se regocijaba, y aún tenía el descaro de decir que si mentía era por amor, por evitar hacer daño a Ana.

A Jorge no le importaba el dolor de Ana, y se reía de sus llantos. Ana le hablaba, pero Jorge no la escuchaba. Ana era bella y hermosa, pero Jorge ni siquiera la miraba. Ana amaba a Jorge, pero Jorge no sabía amar. El egoísmo de Jorge no tenía límites. Nadie le importaba más que él mismo.

Ana no se percataba, o no quería percatarse. Estaba ciega de amor por Jorge, y este amor la llevaba a perdonarle e incluso a justificar sus mentiras. Jorge era la persona más importante en la vida de Ana, en quien confiaba todos sus secretos, pero Jorge la traicionó sin ningún tipo de remordimientos y sin consideración alguna.

Ahora Ana bendice el día de haberse separado de Jorge. Su última mentira, la que les separó definitivamente, fue la mentira más cruel que había escuchado salir de sus labios, pero también fue la que hizo que Ana se quitase la venda.

Con el paso del tiempo, las heridas de Ana curaron, y las mentiras de Jorge quedaron soterradas en el olvido. El amor de Ana por Jorge se convirtió en odio, y ese odio en indiferencia.

Luis, el nuevo amor de Ana, llamó a las puertas de su corazón, y Ana no dudó en abrírselas.

Ana ve a veces a Jorge, y al observar su expresión intuye que no es feliz, y que no lo será hasta que no aprenda a amar, a ser amado y a hablar sin mentiras


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:24 pm



La marea

Esta imaginaria historia la escribí para que hubiese podido suceder un día cualquiera de una calurosa primavera en la legendaria ciudad a la margen izquierda del Guadalquivir
____________________________________________________________________________________________


Muy tranquila estaba yo echada en el sofá del salón leyendo [b]Atormentado cuando voy a morir[/b], libro escrito por un amigo mío sevillano, cuando, de pronto, una pasajera brisa entró por la ventana, trayendo consigo hojas de árboles y unos papeles escritos. Me agaché para recogerlos y vi uno raro; no estaba escrito en español, ni en ingles, ni francés, ni en ningún otro idioma conocido por mí. Eran palabras raras. Pero, por el momento, no le di mayor importancia y seguí leyendo mi libro.

Después de un buen rato enfrascada en la lectura, me levanté y me fui a mi dormitorio. No bien entré vi un papel encima de la cama y, como el anterior, escrito en el mismo idioma, pero con la diferencia de que había el dibujo de una sirena. Era bella y con un cuerpo espectacular, pero su cara encerraba angustia. Miraba el dibujo de la sirena y sentía ganas de que estuviera a mi lado para poder consolarla. Me asusté, pero pensé: ‘debe ser uno de esos papeles que entraron con el viento del exterior’. Pero no, no era así…

Después de ducharme, cenar, cepillarme los dientes y ponerme el pijama, me senté en la cama con mi portátil; lo encendí y me puse a buscar en el Google leyendas urbanas y reales de la ciudad de Sevilla. De tanto buscar y buscar, encontré una titulada: ‘La Marea’, cuyo texto decía:


En las noches de luna llena, una sirena, embrujada por las mágicas aguas del Guadalquivir, río con vocación de mar, pasaba por todas las casas frente al río, concretamente a la margen izquierda, justo las del famoso barrio de Triana, y dejaba una nota todos los días; si no las cogían y las guardaban, podían caer bajo la misma maldición que ella. En cambio, si las guardaban y las ponían todas las noches en el balcón, junto con un vaso con agua fría, ayudaban a la pobre sirena a salvarse de la maldición eterna y tendrían una recompensa Pero no resultará fácil; cada vez que entre la sirena, cantará y los hipnotizará, si es que no se tapan oídos. Luego de hipnotizarlos, su canto los llevará al río en estado de hipnosis y los hará sumergir en él para siempre. Para ayudar a la sirena tenéis que seguir los pasos escritos en un antiguo idioma expresados en las notas. Tenéis que ingeniárosla para poder leerlas e interpretarlas.


Al leer esto quedé más aterrada de lo que ya estaba. Tenía que hacer algo para ayudar a esa pobre sirena, y también a mí misma para no caer en esa maldición. Traté de relajarme. Entonces me puse a ver mi horóscopo, para ver si me iban a suceder cosas buenas. Cuando entré en la página, leí que el día siguiente sería noche de luna llena. Al ver esto me quedé paralizada. 'Mañana vendrá la sirena y yo no estoy lista. No he podido descifrar aún lo que dicen las notas' -pensé. Esa noche no pude pegar ojo.

Al día siguiente, decidí no salir y quedarme en casa todo el tiempo tratando de averiguar qué decían las notas. Pasadas varias horas, me di por vencida, luego de intentar al menos mil maneras de descifrarlas. Ya exhausta, salí de casa y me fui a una Biblioteca Pública, para tratar de conseguir una mayor información. Pero antes de salir tenía que asearme y peinarme. Entonces me fui al baño, y en una mesita de debajo de un espejo grande quise poner las notas, para no perderlas de vista. Pero cuando fui a sacarlas del bolsillo vi que en el espejo se reflejaban las letras de otra nota:


Debes conseguir una caracola que mide más de 15 cm de largo y 8 de ancho. Pero no te será fácil. Ésta está en el Museo de Caracolas., situado en la Plaza del Museo de la ciudad. Debes intentar cogerla, sin que nadie se percate, porque, si no, tú y todos los que estén allí caerán bajo la maldición. Y luego debes ponerla junto con esta nota y un vaso con agua fría.


Tan pronto acabé de leer la nota, cogí mi abrigo y mi bolso y corrí hacia el museo. Apenas llegué, vi a mucha gente, pero toda estaba mirando otras caracolas expuestas. Entonces recorrí todo el local buscando la gigantesca caracola. Hasta que, por fin, ¡allí estaba!, custodiada por dos vigilantes de seguridad. Al parecer, esa caracola era importantísima para el museo y para la ciudad. De pronto, oí a un niño pequeño que lloraba desconsoladamente; quería un batido de chocolate. En ese momento me dije: ‘si le compro ese batido al niño lo agradecerá y por ahí me brindará su ayuda’. Pero, al poco, tuve una idea mejor, que se me ocurrió al ver una cucaracha en el suelo; la cogí, compré el batido e introduje el bicho dentro del frasco con chocolate. Apenas el niño la viese, gritaría y quizás lloraría, lo que provocaría que los dos vigilantes correrían hacia él para ver qué le pasaba; mientras tanto, yo aprovecharía para coger la preciada caracola y me iría feliz a mi casa. Y así fue como sucedió todo.

Una vez que llegué a mi casa, puse la caracola junto con las notas y el vaso con agua fría. Pero cuando fui a dejar mi abrigo y mi bolso en mi cuarto, vi otra nota sobre la cama. Ésta decía:


Debes ir a una tienda de modas a comprar un vestido largo blanco y unos zapatos blancos de tacón alto, del número 37. Si por un casual te preguntan para quién son, no me menciones; si lo haces, la chica que te atienda morirá, y los que estén en la tienda pensarán que tú la mataste. El vestido, los zapatos y todo lo demás, debes dejarlo antes de la medianoche.


Desesperada y nerviosa, corrí de nuevo y los más rápida que pude, hacia una de esas tiendas de señoras, ya que eran las ocho y todos los negocios cerraban a esa hora. Por suerte, encontré una abierta, que estaba a punto de cerrar. Pedí a una dependienta el vestido y los zapatos. Sentí alegría porque ambas prendas las había. Y menos mal que no me preguntó para quien eran, porque no sé mentir y la sirena la mataría. Luego de pagar, cogí la bolsa y tomé un taxi. Ya en casa, deprisa puse el vestido y los zapatos, junto con las otras cosas. Pero ya era tarde. Todo había desaparecido; el vaso estaba vacío y las notas y la caracola brillaban por su ausencia.

Súbitamente, sentí un miedo y un frío irracionales. Me quedé paralizada. No podía ni hablar, ni moverme, ni apenas respirar, solamente atiné a ver una aterradora sombra que se abalanzaba sobre mí diciendo una frase inteligible y además repetida:


Pakas meskio río. Pakas meskio río


En toda mi vida olvidaré esta angustiosa historia. Todavía la recuerdo como si hubiera sido hoy. Después de aquello, con el tiempo llegué a la conclusión de que esas palabras eran como un embrujo, porque luego de decirlas y de coger el vestido y los zapatos, la sirena huyó al río, a la vez que yo quedé inválida de cintura para abajo, lo que provocó que ya no podía caminar de por vida. Acudí a médicos especialistas, pero no se explicaban mi caso, y me decían que no tenía cura. Y yo, por temor a no ser creída e incluso a que se mofasen de mí, en ningún momento quise nombrarles ‘la Marea’ Seguro que iban a pensar que estaba loca.

Y de la sirena, nunca más se supo






achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:32 pm



Un ángel se detuvo en mi pueblo

Arribó una tarde de abril. Traía un bolso y un paraguas. Mirarla daba placer. Su figura tenía algo de magia, porque al caminar parecía que no pisaba el suelo. Era guapísima, por dentro y por fuera.

Los días iban pasando, y su albor nos iba cautivando a todos. Con su presencia, el pueblo cambió: la gente era más condescendiente, más guay; los jardines se poblaban de flores, los árboles secos empezaban a brotar... El sortilegio de aquella mujer inundaba a todas las personas y a todas las cosas.

Todos los atardeceres se iba al río; se sentaba en la orilla, de tierra y chinos, apoyaba los pies en el agua y leía en voz semi alta. La tarde la escuchaba. Detenían sus vuelos los pájaros para oírla mejor. Y yo la espiaba, enamorado.

A partir de llegar al pueblo, la gente se mostraba diferente; empezaba a ser más amable, en el hablar y en el reir copiaba la dulzura de aquel ángel. Se iba creando un clima nuevo. Se respiraba un aire aquieto...

Y comenzaron los enamoramientos: doña Rosa, con sus ochenta años, se enamoró del viejo farmacéutico, don Luis. La viuda de Sánchez y el dueño de la fonda 'Lucero' se casaron. Las muchachas casaderas ya empezaban a ponerse de novio. Aires de romance imperaba en todas las personas, y yo sabía que aquella mujer lo provocaba.

Una mañana le pregunté a su tío Raúl, el dueño de la ferretería:

___¿Qué vino a hacer tu sobrina a nuestro pueblo?
___No lo sé. Apareció de pronto y me dijo que era mi sobrina, la hija de mi hermana. Después añadió que venía a cuidar a mi esposa en su convalecencia y se quedó.
___¿Y tu hermana que dijo? –le pregunté, curioso.
___Ni idea. No la llamé.

La gente de mi pueblo era así, tranquila, confiada. La esposa de Pepe, Ana, estaba muy enferma y no podía caminar. A partir de la presencia de Milagros, que así se llamaba, Ana fue cambiando su enfado con el mundo por sonrisas. Comenzó a caminar, primero lentamente, pero más tarde de manera normal.

Y así ocurría todo a su lado, de una forma natural. Algunas veces me preguntaba a mí mismo: ‘¿por qué los otros no se dan cuenta de que Milagros es un ser muy especial?’.

Iban pasando las semanas, y cuando la gente del pueblo ya había cambiado para bien, con su bolso y su paraguas y sus pies en el aire, la bella Milagros se fue.

Ese mismo día por la tarde le dije a su tío Raúl:

___Por favor, consígueme la dirección de Milagros que quiero escribirle una carta.

Cuando pasé más tarde por su casa, en busca de la dirección, Raúl me respondió algo que nunca hubiera imaginado:

___Mi hermana me ha dicho que si estoy loco o borracho. ¡Que ella no tiene hijas!
___¿Y entonces Milagros? –le pregunté, sorprendido.
___No lo sé –fue su única respuesta.


A mis veinte años quedé con un montón de preguntas sin respuestas, además de una desilusión de un joven enamorado


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:45 pm



Neuronas de fiesta

Pues sí. Hacía ya mucho que un grupo de neuronas, amigas de siempre, no se reunía para fabricar historias cachondas, como antaño. Una tarde se juntaron y revivieron sus reminiscencias entre sus dendritas.

Caída la tarde, el oxígeno de las venas del cerebro empezaba a escasear, y una de ellas ordenó al cerebro generar un largo bostezo. Otras protestaron diciendo que no hiciera eso, porque la noche (para ellas) apenas empezaba.

___¿Vamos a jugar a crear un personaje divertido? -preguntó una de ellas.
___Sí, y yo sugiero que esté loco -respondió entusiasmada otra.
___Y que tenga un porte ridículo -agregó otra.
___Y que sea un tipo larguirucho y enjuto, con nariz aguileña, para que los lectores se rían de él -terció la primera.
___¿Enjuto, larguirucho, loco y con nariz aguileña? ¿Qué lector no se moriría de risa con tal personaje? -opinó una de ellas-: será un payaso literario –agregó.

Pero entre las neuronas había una que no estaba del todo de acuerdo, quien opinó:

___Creo que somos crueles con tal personaje Además, el mundo literario está poblado de gente ridícula. Deberíamos dar al nuestro otros atributos que lo distingan del resto.
___De acuerdo. Entonces lo haremos también noble, valiente y enamorado. Y con alta escala de valores. Que sea alguien que enseñe a los lectores aspectos morales, que bien falta hacen en este mundo -dijo otra de ellas.
___Muy bien. Enjuto, larguirucho, aguileño, loco, pero a la vez sobrio, ético, valiente, noble y respetuoso con su amada. Y lo vamos a llamar Don… -se interrumpió…

En ese instante, el adormilado amo de aquel cerebro, despertó gritando: ¡¡don Quijote, sí, se llamará Don Quijote de la Mancha!! Un caballero medieval enjuto, larguirucho, aguileño, loco, y también sobrio, ético, valiente, noble de corazón y respetuoso.

Y don Miguel de Cervantes y Saavedra no pudo conciliar el sueño en el resto de la noche


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Sáb Jun 25, 2016 11:50 pm



Aceptar las cosas como son

Nada puede llegar a ser tan complicado, en ciertos momentos, como aceptar las cosas como son. Empero, este principio básico del bienestar emocional es clave para no frustrarnos cada vez que estamos inmerso en situaciones que no nos gustan o que los resultados no son los que esperábamos. La vida es así. No todo depende de nuestra voluntad. En muchos factores del destino interviene la suerte, y por supuesto la voluntad y el deseo de los demás.

Aceptar las cosas como son, nos libera de una sensación de ansiedad y nos abre los ojos para entrar en contacto con el aquí y el ahora. ¿Creemos qué es difícil lograr este objetivo? Entonces pensamos en las horas que pasamos dando vueltas a la cabeza a ciertos asuntos; analizamos los sentimientos de ansiedad y de rabia que acumulamos a nuestras espaldas, maduramos a nivel emocional a la hora de entender que las cosas son como deben de ser, más allá de que a veces nos gustase que fuesen diferentes.

Cuando nos ocurra algo que no nos gusta, aparquémoslo en el pasado. Y lo dejemos allí y sigamos con nuestro presente. Es bueno que nos relajemos y seamos felices. Visualicemos instantes de nuestro futuro, que seguro que podemos abrirnos puertas y hacernos sentir bien. No estemos triste porque la vida sea una caja de sorpresas. Con el transcurrir del tiempo conoceremos a gente nueva con la que podemos cambiar impresiones gratificantes.

Aceptar las cosas como son demuestra una capacidad de ser flexibles y de adaptarnos a los cambios. La vida, en sus últimas instancias, es movimiento, cambio, evolución y velocidad.


Pero nosotros debemos marcar el ritmo con el que vayamos a caminar


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:05 pm



Loor a la soledad

Soledad, cada cual habla de ti como quiere, pero yo no puedo hablar mal, aunque quisiera. Has estado en todas las parte a mi lado; en los momentos buenos y en los que por su fealdad olvido. En mis largos caminares. ¡Cuántas palabras de desprecio hacia ti he oído y leído! ¿Por qué, soledad? ¿Porque nadie como yo te ha comprendido?

Hoy estoy de nuevo aquí, y en lugar de hablarte te escribo, pues el silencio nos ayuda a los dos a entendernos mejor. Y si estamos juntos es porque te necesito, no porque tú me lo hayas pedido. Siempre me he sentido bien a tu lado: cuando he reído, cuando he llorado, cuando me he sentido ignorado, cuando abandoné a quien nunca debí haber abandonado.

Perdido en el mundo, entre gentes de otras etnias, sin entender nada y sin forma de hacerme entender por ellas, donde hasta el Cielo y la Tierra eran, para mí, diferentes, como era todo, incluidas las personas que reían o dibujaban sonrisas en sus caras, mientras yo, con gestos de inocentes y tratando de agradar, dudaba de si aquello sólo era una burla o algo usual de entendernos, sin hablar. Pero allí estabas tú, en un cuarto pequeño y frío, en una calle solitaria, en la barra de un bar, donde no cabía ni un alfiler. Allí estabas tú, en medio de una multitud, en medio de la nada, en ese tren que entraba y salía de las entrañas de la Tierra. Jamás estorbabas. Todas las cosas buenas me agradaba compartirlas contigo: mis amores, mi familia, mis aficiones…, y todos mis motivos de alegría.

Allí estabas tú, y ahora estás en los peores tragos que me ha dado la vida en copa maloliente. Cuánto te agradecí que estuvieras cuando el amor se me iba, en aquellos momentos amargos en que la vida me tenía de rodillas y no me atrevía a mirar atrás, allí estabas tú, con tu silencio, tu calma y tu manto que me aislaba del mundo, para pensar ayudarme. Has logrado levantarme una vez más, es por eso que no entiendo, querida mía, que yo te quiera a mi lado y otros no quieran saber nada de ti.

Que no me dejases solo, por favor te lo pedí aquel día que debajo de un coche que reparaba, a mi mejor amigo perdí. Era un día triste, de horas amargas y yo te hablaba en un lenguaje que me entendías. Ese amigo, corazón de oro, amigo de todo lo que merece amistad, daba de comer a su perro, que era su hobby, y para cobijarlo, una casuca le hizo para refugio, pero el destino o lo que fuese, ya que en nada se puede creer, hizo que debajo de aquellos pesados troncos, mi amigo muriera en una larga agonía, sin que nadie le ayudase.

Cómo no ibas a estar conmigo, soledad, en aquel momento tan triste de ver partir para siempre a ese amigo mío, que no tuvo un momento de descanso, en todos los días, para sacar adelante a sus hijos, sin perder la sonrisa, sin arrugarse frente a los golpes de esta vida, sin olvidarse de una caricia para cada uno cuando regresaba, siempre de noche y cansado de tanto trabajar. Aquel hombre, al que siempre le quedaban fuerzas y paciencia para explicarme lo poco que él sabía.

Cómo no ibas a estar conmigo, soledad, para ayudarme en ese trago tan difícil de despedir toda una vida de fatigas y de amor a su familia, que vivía en un cuchitril Cómo no ibas a estar a mi lado, soledad, para despedir a mi padre, derrotado por la edad y por el trabajo... 

No me dejes soledad, aunque te lo pida; te ruego seas más fuerte que yo y no escuches mi súplica. Arrópame con tu manto y ayúdame con tu silencio, como siempre haces. Ayúdame a levantarme y a elegir el camino, y a caminar de nuevo. Ayúdame a ordenar mi cabeza, luego de caer, y a secar las lágrimas de hombre, que tardan en secar. Sabes que soy sensible y romántico. Y no sé para qué hablamos, si siempre me haces llorar, y eso que esta noche no vamos a tocar los amores que me llevaron, junto contigo, a escondidos rincones para que nadie más que tú y yo supiéramos lo que me hacían sufrir.

Soledad, querida mía, me queda lo mejor en el tintero, pero los días son largos. Me siento joven todavía y tú más que yo. Vamos a tomarlo con calma, que las penas al contarlas animan más.


La próxima vez que hablemos, amiga soledad, hablaremos sólo de alegrías. Hasta siempre, soledad



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:10 pm



La Conciencia

Todos hemos escuchado alguna vez, ante determinadas situaciones estresantes, o no tanto, una voz interior que susurra un sibilante consejo para superar, airosos, un problema puntual que encaramos. Pero a veces sólo aceptamos la sugerencia, como si de ley se tratase, y en forma automática pasamos de ella, tan pronto superamos esta encrucijada coyuntural. Y siempre hacemos responsable de esta voz a la conciencia, al ego, a la intuición, con la pragmática pretensión de ocultarnos a nosotros mismos nuestra total ignorancia al respecto. Por desconcertante que pueda parecer, desconocemos el verdadero origen de esa voz.

__Cuando decidimos que la vocación de nuestra vida es, por ejemplo, la abogacía, escuchamos esa voz. En la actualidad, somos abogados y odiamos nuestro trabajo...

__Cuando conocimos a una mujer y sentimos que jamás podremos volver a querer a otra; la voz reafirma la impresión con su opinión favorable. En la actualidad, estamos divorciados y solos...

__Cuando nace muestro único hijo, decimos que va a superar en todo a su mediocre padre. Esa voz no estaba de acuerdo con nosotros. Ya que nuestro hijo, influenciado, quizás, por esa vorágine de vicios o del consumismo actual, o mal guiado, tal vez, por malas compañías, se arrastra por la vida, perdido y sin rumbo....

Maldecimos mil veces, con todas nuestras fuerzas, esa repulsiva voz que hace de nuestra travesía por la vida un continuo martirio. ¡Somos culpable de todos nuestros males!, gritamos, con rabia. ¡¿Dónde os escondéis ahora, detestables cobardes?!

Y, entonces, la presencia se revela junto a nosotros, en el mismo reducto de la mente que habitamos, en una soledad que creemos de exclusiva propiedad. No somos uno más de nuestros pensamientos. Descubrimos su velo de inconsciencia, como un ladrón que roba las joyas de una casa, que el legítimo dueño creía suyas, palideciendo éste a consecuencia de la brutal impresión recibida. Y así vamos, sacudiendo en nuestro fuero interno, deseando que esto sea debido a un trastorno mental transitorio o a un pasajero desdoblamiento de la personalidad. Escuchamos sus palabras, clara e inequívocamente, dirigidas hacia nuestra persona, sin susurros, sin prestarse a ninguna duda. Jamás escuchamos una voz más espantosa:

”No te atrevas a culparme de tu mediocridad”, amenaza, siniestra. Y añade: “todos los consejos que has recibido te indicaban las mejores opciones a seguir. Has sido tú, inepto, quien las truncó, quien las desaprovechó por desidia. Naciste siendo un perdedor y así morirás. Ni por asomo pienses que di mis consejos por amor u obligación hacia ti. Para mí no eres más que una carcasa de carne vacía que necesito para seguir perpetuándome. Tampoco puedes considerarme un ente informal; he cumplido con mi parte del pacto, del cual ambos somos beneficiarios. Que tu propia ineptitud haya permitido desaprovechar la ayuda recibida, no es asunto de mi incumbencia”.

Y sabiendo que este tema es tremendamente triste e ineludiblemente verdadero, apenas acertamos a balbucear una pregunta:

___Pero... ¿quién eres tú?

Y después tenemos que admitir, sin reparos, su respuesta:


¿Yo? Yo soy tu necesidad por excelencia



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:17 pm




Filosofía


Tantos significados como filósofos han utilizado el concepto filosofía. Todos somos filósofos, y todos desarrollamos nuestra propia filosofía: una óptica, un sui géneris, una idea de cómo se debe vivir… Pero en un sentido restringido, filosofía se puede definir como una exposición sobre el pensamiento y sobre el conocimiento humano




achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:27 pm



Practicar sexo

Es el acto sexual que además de demostrar amor a tu pareja, brinda placer. ¿Pero sabías que los beneficios que proporciona son muchos al practicarlo periódicamente? Pues sí, el sexo regala beneficios, tanto al cuerpo, como a la mente.

Actúa como analgésico, pues es un buen tranquilizante. Su efecto es mejor que algunos fármacos. Alivia dolores de cabeza, trastornos del sueño, alergias, y hasta problemas en la piel. En la mujer provoca una liberación de estrógenos: hormona básica para la piel y el cabello. Y esa liberación va de la mano con una reducción de enfermedades cardiovasculares, mejorando así la salud del corazón.

Practicar sexo pone a trabajar a 500 músculos del cuerpo, permitiendo quemar calorías en cada coito. También tiene un efecto oxigenante, ya que permite transportar más oxigeno a las células del organismo, estimulando así la actividad de cada órgano.

Liberar endorfinas provoca sensación de placer, aliviando cualquier depresión o estrés. Al hombre, practicar sexo ayuda a la reducción de cáncer de próstata, y a la mujer la regulación de su ciclo menstrual.


Practicar sexo es un acto responsable de hombres y mujeres


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:40 pm



Los Políticos y el Poder

Los Políticos que se hallan en el Poder toman decisiones o adoptan medidas que propician que se enriquezcan a base de especulaciones financieras, pésima administración, corrupción o malversación, y llevan al país a la ruina.

Esos Políticos, en lugar de tomar las medidas necesarias para juzgar a los ladrones, defraudadores, especuladores y corruptos, se dedican a ejercer el oficio del bandolero, pero al revés: solucionan el problema que causan los de su especie, robando, extorsionando y arrebatando los derechos adquiridos a los ciudadanos de a pie, que nada tienen que ver con el desaguisado...


...para reponer lo que ellos y sus muchos satélites beneficiarios se llevan


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:46 pm



Tristeza

Todo pasa tan rápido que da la sensación de pararse. Cada noche en mi ausencia del sueño me sumerjo en la aventura de recomponer este puzzle en que se ha convertido mi día a día. A veces, me considero un valiente, y otras, un cabezota que no entiende y asustado se miente.

Y qué decir de esos días en los que cansado te sientas y juegas a tientas con el dolor: te llenas todos los bolsillos de tristeza y dejas de confiar en los sueños.

Tal vez, quise volar más alto de lo que los sueños suelen alcanzar, o quizá me encapriché de un imposible.

Hago de tripas corazón y al desánimo me niego darle la razón, así que me vacío los bolsillos y vuelvo a soñar.

Después me incorporo y, sin pensar, empiezo a caminar


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jun 27, 2016 10:49 pm



Rocío Jurado


Mucho tardará España en volver a parir una mujer con una voz tan prodigiosa como la de la chipionera, si es que antes, a la propia España, no se le retira la regla


achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Mar Jul 05, 2016 7:04 pm

¿CÓMO SABER QUIÉN ES DE IZQUIERDAS
O QUIÉN ES DE DERECHAS?


Cuando a un tipo de derechas no le gustan las armas, no las compra y listo.

Cuando a un tipo de izquierdas no le gustan las armas, quiere prohibirlas hasta en las Fuerzas Armadas.

Cuando a un tipo de derechas no le gustan los toros, no asiste a la plaza y punto.

Cuando a un tipo de izquierdas no le gustan los toros, intenta prohibirlos y dedica las plazas a mítines de su partido.

Cuando a un tipo de derechas no le gusta el tabaco, no fuma.

Cuando a un tipo de izquierdas no le gusta el tabaco, no descansa hasta intentar vetarlo para que nadie fume.

Cuando un tipo de derechas es homosexual, vive tranquilamente su vida como tal sin molestar a nadie.

Cuando un tipo de izquierdas es homosexual, hace ostentación de ello, participando “orgullosamente” en desfiles horteras exigiendo además una subvención publica.

Cuando un tipo de derechas tiene problemas en su trabajo pide la cuenta y se marcha.

Cuando un tipo es de izquierdas, se queja por acoso laboral y hace huelga contra la discriminación de que fue objeto con el apoyo de su sindicato.

Cuando a un tipo de derechas no le agrada un programa de televisión, simplemente la apaga o cambia de canal o se va a la cama.

Cuando a un tipo de izquierdas no le agrada un programa de televisión, demanda judicialmente al canal que emite el programa que no le gusta, por ser manifiestamente “facha”.

Cuando un tipo de derechas es ateo, no va a la iglesia, ni a la sinagoga, ni a la mezquita.

Cuando un tipo de izquierdas es ateo, no quiere ninguna alusión a Dios en ninguna parte, en ninguna esfera pública, y protesta contra las religiones y sus símbolos (salvo contra el Islam, porque no tiene los suficientes cojones )

Cuando un tipo de derechas tiene problemas económicos, trabaja todo lo que puede, intenta pagar todas sus deudas.

Cuando un tipo de izquierdas tiene problemas económicos, echa la culpa al gobierno, si este NO ES de izquierdas, claro; a los empresarios, a la burguesía, a los bancos y al capitalismo, a la globalización, a los americanos a Felipe II, al Papa, a los extraterrestre... e incluso al Betis




achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Lun Jul 11, 2016 5:23 pm





El Alfredo y su litio


¡Aún no me lo puedo creer! ¡Qué fuerte lo del Alfredo! Ya ha pasado más de un mes y la gente del club sigue pasmada. ¡Qué nadie reacciona, oye! Y es que ha sido demasiado fuerte...

Cuando apareció por allí, todos pensamos lo mismo: 'ya está, otro niñato de gimnasio que viene aquí a espantarnos las nenas'. Y es que había que verle; tan alto, tan guapo, tan rubio, tan cachas ¡Un asquito de tío, vaya! Y los musculitos que se marcaban, como si fuesen de acero. Y a primera vista parecía maricón. ¡Sí, sí, maricón... jajajaja...!

Y el caso es que la cosa no empezó mal del todo. Que sí, que las pibas le miraban con ojos de... 'te comería enterito ahora mismo', pero nada más. El pavo se sentaba y se quedaba quieto. ¡Vamos, que ni pestañeaba! Allí, con su sonrisita, con su carita de mosquita muerta, y las pibas, ¡venga, a mirarle y a cuchichear! Pero ahí quedaba la cosa.

Iban por el club las tontasputas de siempre, que les van más un pijo que a un lelo un lápiz. El Toni, el escritor, ligando con su rollo intelectual; que si escribo novelas, y tal y tal. El Pepillo, el actor, con eso de que si no me has visto por la tele; el Anselmo, que es capaz de venderle una nevera a un esquimal; y los dos polacos; el Perak, que hay que joderse con eso de llamarse pera; y el otro, el Wozniak, o como se diga, qué hay que ver los viajecitos que se pegan, que no paran los tíos. Y algún pureta de vez en cuando. Y el Alfredo siempre estaba allí, pero como si no estuviese, que parecía que no se movía, que ni respiraba. Y desde luego, nunca pasaba a un reservado, que hasta llegamos a pensar que iba a ser verdad que era maricón…

Hasta el día de la frígida. Sí, la frígida, ese pibón que viene con el marido, que tiene cara de toro; ¡sí, la rubia con melena! ¡Sí, esa, la italiana, que parece una marimacho, pero que está buenísima! Y mira que lo hemos intentado todos de todas las formas, pero nada, no había manera. Pero ni con tíos ni con tías. ¡Qué no sé a qué carajo venía! A ver, por algo la llamábamos la frígida.

Hasta que un día a la jefa le entró un siroco, se puso plasta y le presentó la frígida al Alfredo, y ahí cambió todo. Pero le costó, eh!, que al principio parecía que no quería. Mucho hablar o no hablar, porque él callado, pero con esto y lo otro, la frígida no quitaba la vista del Alfredo. Llega la jefa y casi a rastras los lleva a la pista. Y todos mirando, riéndonos y haciendo apuestas, ¡que yo palmé 30 pavos, cual pardillo! Que si bailan, que si no bailan, y a la tía no se le ocurre otra cosa que echarle mano al paquete. Bueno, como a todos, que hasta ahí llegaba, que por algo, además de la frígida, le llamábamos la calientap... eso.  Que mucho toqueteo y mucho meter mano, y cuando te ponías de aquella manera te dejaba a dos velas y se largaba.

Bueno, pues con el Alfredo no, que pegó un grito la tía que parecía que la estaban violando. Si hasta la jefa vino a ver qué pasaba. Y al minuto se lo estaba comiendo, la muy guarra. ¡No, con los ojos no, que se lo comía a bocaos! ¡Qué no, que a él no; bueno sí, pero quiero decir que se lo comía o que se la comía! ¡La polla, vaya! Total, que se fueron a todo gas para el privado, y allí fue la mundial. ¡Qué gritos, qué gemidos! Y todos nosotros con los ojos como platos y casi gritando: ¡que esa no puede ser la frígida, joder! Pero sí, era la frígida.

Total, que ya nadie se comía una rosca, que estábamos todos cabreados con el Alfredo. Y a la hora, cuando salen, el Alfredo como si nada, va y se sienta, como siempre, y la frígida, toa sofocá, se abraza a la Tere, la jefa, se echa a llorar y, en italiano, se pone:'¡grazie, grazie, grazie...!'.

Y al otro día vuelve la frígida, pero ya no se trae al marido, sino a una amiga. Que todos tan contentos pensando '¡bien, la frígida para el Alfredo, y la amiga para el que pueda!' Pues no, que acabaron las dos con el Alfredo, y salieron igual, que les temblaban las piernas, que yo lo vi. Y al otro día, otra, y al otro, otra, y varias veces con algunas, y así todos los días. Y las pibas que no venían hacía tiempo, volvían al club, y las parejas lo mismo. Y todas con el Alfredo, y a los demás, ni puto caso. Vamos, que el Alfredo se quedó con todo el personal con raja para él solito. Y nosotros, a pan y agua. Y ni el escritor, ni el comercial, ni el actor, ni los polacos, ni leches. ¡Todas para el Alfredo!

Y no te creas, eh!, que hasta la Tere y el Emilio, los jefes, se empezaron a mosquear. Porque mucho Alfredo y mucha hostia, pero si no entran más tíos en los privados, malacosa. Porque además, todos los habituales empezamos a dejar de ir a diario al club, que las copas a 20 pavos son muchos pavos para al final no probar ni mijita de carne. ¡Vamos, digo yo!

Menos mal que el Alfredo le aliviaba bastante la caudales. Pero que no sé cómo lo hacía, ni descansaba, ni se cansaba. ¡Que no se le aflojaba, vaya! Con la frígida, toma caña, y con las otras, una vez, dos veces, tres veces... y el Alfredo, nuevo, y su polla tiesa como vela. Porque hay que reconocer que el tío está bueno y bien dotado. Vamos, que le veías y te daban ganas de hacerte piompa. Que sí, confieso que hasta yo lo llegué a pensar, sería la necesidad. Me decía a mí mismo: 'si a las tías les gusta tanto ese tío, por algo será'. Menos mal que las cosas cambiaron y se me pasó esa neura, que ya me veía yo de mariposón.

Pues eso, a lo que iba. Que fue el día que la frígida, que ya no era frígida, se puso más cachonda de lo normal y no paraba de buscar al Alfredo, Y el Alfredo se la jincaba a cada momento, y mientras lo hacían, la frígida le iba diciendo, en italiano, excitada a más no poder... ¡veloce, veloce, veloce!  

Total, que las otras tías se pusieron a cien y ya les daba igual ocho que ochenta, así que se lo montaron con nosotros. ¡Dios, qué bueno!

Vale, que ya sé que en realidad lo que querían era tirarse al Alfredo. Pero bueno, la verdad es que al final se lo hicieron con los que andábamos por allí. Y al otro día, igual, y al otro, lo mismo, y todo el tiempo, dale que te pego. El Alfredo con la frígida, sin parar, otro, otro y otro. Y nosotros con las otras, que así se desahogaban. Eso sí, nosotros derrengados y hechos polvos, y el Alfredo entero. Que más de una, después de exprimirnos, se atrevía a hacérselo con él. ¡Y cumplía el tío! ¡Vaya si cumplía!

Que es lo que yo digo, que eso no podía ser normal. Y se lo dije: 'Alfredo, tío, ¿cuántas azules te metes?' por el viagra, claro. Y él: ¡que no, que no! Y yo, y todos: 'venga, tío, dinos el secreto, ¿viagra, cialis o qué?'. Y el Alfredo: ¡no, no, viagra no, litio, litio! Y yo sin enterarme, que me creía que el litio lo vendían en farmacias, que no recuerdo en cuantas habré preguntado, y me miraban con cara rara. Claro, ahora sé el por qué.

La verdad es que teníamos que haberlo sospechado. Sobre todo, por su manía de no meterse en el yacuzzi. ¡Si ni siquiera se lavaba las manos! Que creo que por eso al principio tardaron en enrollarse con él porque les decía que no se duchaba. Y eso que ni sudaba, ni olía. Y, además, desde que entró la primera vez con la frígida y le vio el instrumento, y la frígida lo propagó, a todas les daba igual que se duchase, que se bañase o que oliese a kk, que encima no olía. Pero con todo lo escrupulosa que era la frígida, cuando le vio la tranca pasó del tema aseo. ¡Ni ducha, ni frigidez, ni leche, lo único que quería era tirárselo, qué narices! Y ante razón tan poderosa, lo de la higiene y toda esa jerga le traía sin cuidado.

Pero yo tenía que haberme dado cuenta. Porque tampoco bebía. No digo alcohol, ni agua. Se mojaba un poco los labios, pero creo que cuando se pasaba el pañuelo era para secárselos. Tenía que haberlo pensado, lo sé, ¿pero quién se lo podía imaginar?

El caso es que el jueves pasado, el día del aniversario del club, cuando todas las pibas se pusieron de acuerdo, por única vez le vi desencajado, como si aquello no lo tuviera, ¿cómo se dice? ¡Sí, programado! Y es que había que ver aquella escenita; mogollón de tías en pelotas, cogiendo al Alfredo, quitándole la ropa casi a mordiscos, empujándole, arrastrándole y riéndose mientras gritaban: '¡Al jacuzzi', al jacuzzi!', que había que ver aquel espectáculo: las caras de lobas que ponían las tías, y la del Alfredo como si le fallase algo, como si no funcionase bien. Sobre todo, cuando le empujaron al jacuzzi. Estaba desencajado. Y ahora no me extraña.

¡Dios, la que se montó! Los fogonazos, las llamaradas, y el olor a goma quemada. Y los chispazos. Y las caras de terror de todos. Claro que nada qué ver con la cara que puso la poli cuando llegó a los dos minutos. ¡Qué digo dos minutos, si andaba por allí!, seguro que para tocar los huevos a alguno que le caía mal.

Pero, bueno, como sea, había que ver la cara de memos que se les puso a los dos policías cuando llegaron y vieron al Alfredo o lo que quedaba de él, flotando en el agua del jacuzzi, lleno de restos de plásticos ardiendo, y aún dando chispazos. Eso sí, con su impresionante tranca empinada, que parecía un submarino con el periscopio levantado.

Y entonces entendí el asunto, sobre todo cuando me fijé que en el pecho, a la altura del corazón, había una placa dorada, con letras en mayúsculas grabadas en rojo y escritas inglés, que decía:


NO WATER. LITHIUM BATTERY
(no agua, batería de litio)



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Mar Jul 12, 2016 8:11 pm




El semen

¿Es en realidad el semen un antidepresivo natural para las mujeres?

Un equipo de psicólogos, españoles, alemanes e ingleses, realizó un estudio entre 293 mujeres jóvenes con el ánimo de saber si disminuye la depresión.

Dividieron a las mujeres, según el uso del preservativo, en 3 grupos:

Las que siempre lo usan
Las que lo usan ocasionalmente
Las que nunca lo usan.

Les realizaron un test para detectar la depresión. Los resultados fueron estos:

A pesar de que el sexo sin protección se suele asociar a tendencias depresivas y baja autoestima, el estudio encontró que el pensamiento suicida estuvo presente en 20% de las mujeres que siempre lo utilizan; en 7% entre las que ocasionalmente, y sólo en 5% de las que nunca.

La metodología tvo muy presente la duración de la relación, la cantidad de sexo que tiene, el uso de la píldora y los días desde su último acto sexual.

Este estudio no confirma que el semen sirva como un antidepresivo natural, pero los especialistas dicen:

Podría decirse desde un punto de vista estadístico que el contacto con el semen puede tener beneficios para el estado de ánimo de las mujeres.

Importante es no olvidar que no usar condón puede ser causa de un embarazo y un culpable de enfermedades sexuales.

Hay que recordar que sólo el 3% de una eyaculación contiene espermas, además de sustancias que elevan el ánimo de las mujeres, vía vaginal: endorfina, estrona, prolactina, oxitocina, serotonina. El resto del fluido seminal está compuesto de agua (50%), azúcar (nutre a los espermas) inmunosupresores (para que el sistema inmunológico de la mujer no destruya las células vivas) y 2 hormonas femeninas que estimulan la ovulación.



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Mar Jul 12, 2016 8:19 pm




Influencia del cerebro  en la sexualidad

El cerebro es un órgano sexual incluso más poderoso que los genitales. Es de donde deriva el deseo sexual; es por eso que decir 'cosas sucias' con tu pareja es tan excitante. Cuando las parejas se hablan 'suciamente', se están acariciando los órganos adecuados.

Se establece como el papel fundamental que el cerebro tiene en la actividad sexual. El deseo sexual se origina en el hipotálamo, que es responsable de la producción de testosterona en los testículos.

El hipotálamo, de mayor tamaño en hombres, significa más testosterona circulando para estimular el deseo sexual. Por contra, el hipotálamo, más pequeño  de las mujeres y el nivel bajo de testosterona, implican que su deseo sexual es menos fuerte que el del hombre.

Decir obscenidades coitando con tu pareja genera una experiencia de la mente y del cuerpo entero. Muchas personas disfrutan diciendo 'cosas sucias', ya que ello activa todas las regiones del cerebro, mientras que el cuerpo también se está estimulando. En el cerebro se activan durante una plática obscena.

Por ejemplo: mujeres de carácter muy fuerte en la vida cotidiana y el trabajo, disfrutan siendo má sumisas en la cama, ya que ello estimula la amígdala. Esta región del cerebro es nuestro centro de miedos y está muy involucrada con la emoción y el placer durante el acto sexual. Los susurros, gemidos y gritos, acompañados de palabras obscenas, están procesados por el centro auditivo del cerebro, incluyendo el lóbulo temporal, el lóbulo frontal y el lóbulo occipital.

La mente es una zona erógena y las palabras la mano que la estimula. De cómo se organiza nuestras zonas erógenas es una prueba más de la importancia que tiene nuestro cerebro para determinar el deseo y el placer sexual.


Como bien dice el dicho: 'Verbo mata carita', entre otras cosas



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Mar Jul 12, 2016 8:28 pm




Practicar sexo

Es el acto sexual que además de demostrar amor a tu pareja, brinda placer. ¿Pero sabías que los beneficios que proporciona son muchos al practicarlo periódicamente? Pues sí, el sexo regala beneficios, tanto al cuerpo, como a la mente.

Actúa como analgésico, pues es un buen tranquilizante. Su efecto es mejor que algunos fármacos. Alivia dolores de cabeza, trastornos del sueño, alergias, y hasta problemas en la piel. En la mujer provoca una liberación de estrógenos: hormona básica para la piel y el cabello. Y esa liberación va de la mano con una reducción de enfermedades cardiovasculares, mejorando así la salud del corazón.

Hacer sexo pone a trabajar a 500 músculos del cuerpo, permitiendo quemar calorías en cada coito. También tiene un efecto oxigenante, ya que permite transportar más oxigeno a las células del organismo, estimulando así la actividad de cada órgano.

Liberar endorfinas provoca sensación de placer, aliviando cualquier depresión o estrés. Al hombre, practicar sexo ayuda a la reducción de cáncer de próstata, y a la mujer la regulación de su ciclo menstrual.

Hacer sexo es un acto responsable de hombres y mujeres



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  achl el Mar Jul 12, 2016 8:38 pm


Reposo a una vida de lucha y trabajo

Ahí está él, infatigable, asido con una mano, con incorregible tenacidad, a una muleta como única forma de mantener en pie su desgastada figura; mientras con la otra, labora en su recoleto huerto, a golpe de azadón, la fatigada tierra, vieja colega silenciosa y ya protestona, que mañana aún dará hermosos y brillantes frutos rojos y verdes, y siempre con la misma cantinela incumplida de que éste será el último año

Ahí viene él, erguido, con su sombrero de paja de desbaratado entramado, que cuando se lo quita se dejan ver canas brillantes por el sol, al que no renuncia por innegociable compañerismo. Su piel tostada y gruesa, delata la forma de vida de este octogenario, seguido a donde quiera que vaya por el perro que parece haber envejecido con él, y que solo ladra a los foráneos si su amo está presente allí. Y cinco o seis gatos perezosos que andan como silentes visitantes, cuando los desperdicios de la comida hacen su aparición, de la mano de su enamorada e incondicional compañera de día y de noche. 

Se ha puesto junto a la lumbre de la chimenea, fabricada por él mismo hace ya no se sabe cuánto. Las brasas de deshidratados troncos entrecruzados, dan calor a esos huesos desgastados, aliviando sus dolamas artríticas; aún ello, pensando, que mañana debe volver al huertecillo donde le esperan los impertérritos animalitos, ajenos a sus sufrimientos corpóreos, ávidos de sus mimosas palabras, y donde empiezan a asomar los incipientes brotes de las delicias que enseguida decorarán su mesa y las de todos sus hijos.

Ahí está él, reposando como un veterano caballero de la guerra. Es el mismo que un día, siendo todavía púber, decidió que quería conocer de cerca las sensaciones de la batalla; vivir los peligros y las angustias que deben causar el estruendo de las bombas y los silbidos de los proyectiles, al estrellarse en el mismo parapeto en el que uno ha de cuidar su integridad.

Parece que fue ayer, cuando con tan solo diecisiete años, junto a sus seis hermanos y a su angustiada madre, dijo a su progenitor, durante la cena alrededor de aquella mesa redonda, huérfana de manjares, que quería alistarse en La División Azul. No, no pretendía defender ideología alguna, ni había patria por la que morir, sólo quería defenderse a sí mismo. Su sueño era descubrirse en las peores circunstancias. Tenía espíritu aventurero y la enorme contienda de mediados del siglo XX, era una panacea perfecta para luchar sin rencores de por medio.

Como soldado derrotado, denostado y ultrajado a su paso por los festivos pueblos que celebraban la derrota del orgulloso pueblo tudesco, acabó en un campo de concentración en Suiza. Allí, en tierra neutral, pasó el último año de su aventura que le forjaría para siempre en luchador infatigable.

A su salida fue acogido por una familia de chocolateros suizos, que azuzaron el físico de aquel infante, de cara curtida de miles sufrimientos. El amor de una bella patinadora helvética no se hizo esperar, atraída por el aura de heroicidad del joven español. Pero él era ya fiel a una niña desconocida, de pómulos sonrosados, que el destino le guardaba en su pueblo natal. 

Un olor a fritura, proveniente de la cocina, le rescata de los viejos recuerdos. Parecía que sólo habían pasado unos días de tan dramática experiencia, que daría paso a una vida llena de dificultades y de amor que un día le llevaron, quién lo iba a decir, a prestar sus saberes a tierras germánicas, dejando, de forma atribulada, a su mujer y sus tres vástagos de corta edad, con el único objetivo de ofrecerles un hogar digno, construido a golpe de lucha y trabajo.

Ahí está él, sosegado, exponiendo las palmas de sus enormes manazas, esculpidas por el esfuerzo al calor de la hoguera que alivia la gelidez de la noche invernal. Repasa, complacido, su vida, plena de alegrías y sinsabores, por la que han pasado los nacimientos de todos sus hijos, la muerte de sus padres y su boda con aquella niña rústica, de cara rosácea, desconocida a la vez que amada, con la que ha compartido toda una vida.

¡A cenar! Con esta llamada de su sempiterna compañera, despierta de su abstracción por tantos recuerdos de una vida intensa, donde el ocio había sido siempre palabra prohibida. Tiene noventa años, y pensando está que mañana ha de acudir, sin falta, a su huerto; no se puede permitir el lujo de desatender a sus tomates y a sus pimientos, tampoco a esas hortalizas que le piden agua, bajo la amenaza de autodestrucción.

Mañana, esos brillantes y tersos frutos, verdes y rojos, lucirán espléndidos en el centro de la mesa de esa casa que simboliza el tesón de un hombre hecho a sí mismo



achl

Mensajes : 11928
Fecha de inscripción : 06/05/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: MI BLOC, QUE NO BLOG

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 5:12 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.